Nutricionista Pamplona | Anti-Aging

La obesidad hoy en día constituye un problema de salud. En España, concretamente, la obesidad y el sobrepeso afectan a un 62% de la población (39% padecen sobrepeso y 23% obesidad, según los últimos estudios).

En nuestro Centro de Nutrición Pamplona creemos que la obesidad no es sólo un problema estético, es un problema real de salud. Ser obeso implica un riesgo aumentado de padecer otras enfermedades como diabetes mellitus tipo 2, hipertensión arterial, hiperlipemia y apnea del sueño, siendo estas enfermedades hasta 3 veces más frecuentes en personas con obesidad. También hay que tener en cuenta que son más frecuentes las enfermedades coronarias, artrosis y gota.

Por ello mismo, el objetivo de alcanzar un peso adecuado condicionará de manera importante su estado de salud actual y en un futuro.

Recuerda que pérdidas de peso de un 10-15% sobre tu peso actual ya tienen un efecto beneficioso sobre la salud. Alcanzar ese peso objetivo, con sus proporciones de grasa y músculo, y mantenerlo, es más importante que grandes oscilaciones de peso, con pérdidas y posteriores ganancias, lo que se conoce como “efecto yo-yo”.

Hoy en día, la mayor parte de los tratamientos de la obesidad, usan dietas muy bajas en calorías y una transición hacia una alimentación variada y equilibrada con los alimentos convencionales, además de modificación de los hábitos alimenticios erróneos e implantación de pautas de actividad física.

Dieta en Pamplona

Los planes nutricionales de Naturae | Dietas en Pamplona son de bajo aporte calórico, que, según los casos, pueden aportar hasta menos de 800kcal/día. Características:

-Es una dieta de restricción calórica (igual que las dietas habituales, pero en porcentaje mayor)

-Es normoproteica. Aseguramos un correcto aporte de proteínas al organismo para no perder masa muscular, pero sin aportarla en exceso, al contrario que en hiperproteicas.

-Se basa en la restricción de hidratos de carbono como fuente de energía. Con ello se consigue que el organismo consuma la propia grasa almacenada.

-Resultados controlados a nivel médico en todo momento, lo que la hace una dieta muy segura y eficaz.

Los beneficios de la dieta normoproteica son numerosos. Este tipo de dietas ayudan a la pérdida de peso puesto que las proteínas ingeridas se encargan de saciar el hambre aportando poca cantidad de grasas y azúcares.

Los resultados empiezan a notarse a partir de las primeras 48 horas, donde comenzamos a sentir un apetito menor.

Una de las particularidades de las proteínas es que el cuerpo necesita de mucha energía para metabolizarlas, por lo que termina produciendo un gasto calórico mayor al habitual.

Nuestros consejos para perder peso

Para perder peso te aconsejamos que siempre la combines con un estilo de vida saludable, practicando más ejercicio, como puede ser una media hora de ejercicio aeróbico al día.

Puedes complementarlo con caminar, nadar, correr suavemente o montar en bici.

Otro de los beneficios de este tipo de dieta es que ayuda a eliminar la grasa sobrante del cuerpo, pero sin afectar a nuestra musculatura, la cual se ve beneficiada debido a la ingesta de proteínas y aumento de aminoácidos esenciales.

¿Qué fases tiene la dieta normoproteica?

Esta dieta cuenta con diferentes etapas que deben cumplirse para así conseguir el resultado esperado. Estas fases son muy claras para que los que vayan a realizar la dieta puedan cumplirlas a rajatabla.

En la primera fase se produce una pérdida de peso elevada. Es en este tipo de etapas en las que más nos debemos esforzar para que os resultados sean más satisfactorios.

Al dejar de consumir hidratos de carbono, el cuerpo empieza a perder líquido además de empezar a perder grasa.

Esto conlleva que el cuerpo, al no tener la energía de los hidratos de carbono, comience a extraerla de la propia grasa acumulada del cuerpo para así poder funcionar correctamente.

Esta grasa es transformada entonces en cetonas y son eliminadas a través de la orina.

Por último, se empiezan a introducir de nuevo los hidratos de carbono poco a poco, para que el cuerpo vaya acostumbrándose y no suframos el famoso efecto rebote.

El cuerpo entonces se estabiliza y podemos comenzar a llevar una alimentación normal de nuevo.

Desde Centro estética Naturae te recomendamos que siempre te pongas en manos de un nutricionista que siga tu caso paso a paso y pueda así asesorarte sobre la mejor dieta y de la mejor manera posible.